Visitando a Juana

Hace algún tiempo atrás comenté sobre Juana, mi bisabuela, de sus problemas de memoria, de los fantasmas que la rodean (y que sólo están en su cabeza), debido a estas razones, después de muchos "dimes y diretes" se decidió ingresarla en una casa de acogida.

Hoy, he pasado por ahí y sin pensarlo dos veces he llamado a la puerta... y la vi allí, sonriéndole a Hugo (quien tiene unos ojos PRECIOSOS), hablando de sus muchos nietos, de como eran las cosas antes... la vi en su elemento.

En verdad daba gusto, después de conversar un rato, de verla jugar a las cartas (será mayor, pero lo tahur de la familia no se le quita ni con los años) y de reírme de su acompañante (que me pedía salir a cenar)... he regresado con una sonrisa.

Espero no dejar tanto tiempo pasar antes de otra visita.

2 comentarios:

Violeta dijo...

Me alegro mucho cariño que la cosa haya salido bien, y que tu bisabuela esté contenta y en buenas condiciones para jugar a las cartas. No jueges con dinero no vaya a ser que encima te gane una pasta!!! Jajajaja!!
Besotes guapa!!

Aelo dijo...

La advertencia sobre el dinero ha llegado tarde... pero a la próxima seguro que no me la gana XDD

:)) w-) :-j :D ;) :p :_( :) :( :X =(( :-o :-/ :-* :| :-T :] x( o% b-( :-L @X =)) :-? :-h I-)

Publicar un comentario

Cosas

Este blog cuenta con una versión para móviles (es que estaba muy aburrida)
contador de visitas contador de visitas

Premios